Reducción de Senos

Reducción
DE SENOS

Definición:

La Mamoplastia de Reducción es un procedimiento que consiste en disminuir el tamaño de los senos o mamas y al mismo tiempo levantarlos, ofreciéndoles a las pacientes las siguientes ventajas: 

  • Alivio de peso para la columna vertebral (Dorsalgias y Cervialgias)
  • Resolución de algunas patologías dermatológicas como el intertrigo (infección de la piel debajo del seno causado por la humedad y el calor)
  • Mejora en las proporciones con el resto del tronco, haciendo lucir a la paciente más delgada. 
  • Mejora en la consistencia de la mama a la palpación La agilidad física del paciente se verá beneficiada Mejora en la autoestima del paciente.

Existen innumerables técnicas para reducir la glándula mamaria y la piel que la cobija. La táctica escogida dependerá de su tamaño, de su forma, y de la versatilidad que tenga el profesional para aplicarla a cada caso. Esto último dependerá de la experiencia que tenga el Cirujano Plástico con dicha técnica.

Una Mamoplastia de Reducción puede ser realizada con o sin liposucción dependiendo de la necesidad de cada paciente.

A continuación enumeraremos cada una de ellas de acuerdo a la cicatriz resultante:

  1. Mamoplastia de Reducción sólo con liposucción (La usamos especialmente para pequeñas reducciones en mamas de consistencia blanda o grasa, además el complejo areola-pezón no puede estar más allá de 22 cm. de la Fúrcula esternal y mirando hacia arriba)
  2. Mamoplastia de Reducción con sólo cicatriz peri areolar o alrededor de la areola (La usamos para mamas grandes de aspecto tubular para buscar de esa forma su achatamiento y redondez, con ella se permiten mediana reducciones)
  3. Mamoplastia de Reducción con sólo cicatriz vertical (La usamos para medianas reducciones y senos con Complejo areola-pezón mirando hacia abajo) 
  4. Mamoplastia de reducción con cicatriz en L o en J.
  5. Mamoplastia de Reducción con cicatriz en Ancla o en T invertida (Es la más usada y se utiliza Hipertrofias grado III o gigantomastias).
  6. Recomendamos para una buena cicatrización dejar la mama lo menos tenso posible en sus suturas, consideramos que entre mayor sea la magnitud de la tensión más probabilidades tendremos de una mala cicatrización. No bañarse con agua caliente durante las dos primeras semanas después de la cirugía también es esencial. 
  7. La mamoplastia de Reducción es una cirugía compleja donde hay que tener en cuenta hasta el más mínimo detalle.

Casos