Corrección secuelas
LIPOSUCCIÓN
ANTERIOR

Definición:

La mayoría de las secuelas en liposucciones se deben al NO cumplimiento de uno de los principios básicos de la técnica. Independientemente de la Tecnología utilizada (Ultrasonido, Laser, Vaser, Vibroliposucción, Tradicional) o de la táctica (Tumescente, seca o mojada) hay que respetar tanto la piel como el tejido celular subcutáneo adyacente a ella. Esto significa que durante el procedimiento es clave la profundidad en que introducimos la cánula.

El cuerpo humano posee dos tipos de grasa. La grasa Superficial o Areolar la cual se encuentra adyacente a la piel y es la que le da su tonicidad, su troficidad, su color y su lozanía, no puede ser liposuccionada ya que causaría fibrosis, adherencias, o depresiones desgraciosas, además de causar un daño en la circulación la cual se reflejaría en un color violáceo en la piel, dándole un aspecto marmóreo. La otra grasa es la Profunda o Lamelar y a la cual tenemos que llegar para poder extraerla sin causar las complicaciones anteriormente descritas

Otras de las complicaciones que se presentan en las personas que fueron lipoaspiradas superficialmente, es que dejarían de engordar o adelgazar de una manera armoniosa, ya que al ser extraída la última capa de células grasas superficiales se dejaría de producir el fenómeno de Lipogénesis que consiste en una Hipertrofia o en una Hiperplasia de las células grasas profundas que son las que nos permiten engordar de una manera pareja. Por eso muchas veces escuchamos a los pacientes decir " Me hice la liposucción en el cuerpo pero ahora se me engordan las piernas", o al contrario.

Corregir secuelas en liposucción es uno de los retos mas difíciles en nuestra profesión y no todos los casos de secuelas serán posibles de corregirlas como uno quisiera. Los problemas se presentan por Lipoaspirar superficialmente, por lo tanto la corrección consiste en lipoinyectar también de manera superficial. Además cuando no se tiene el conocimiento adecuado de las capas de grasas existentes en el cuerpo y se succiona de una manera superficial, el procedimiento se torna doloroso, lo que no pasaría si lo hacemos de manera profunda. La capa superficial de grasa está separada de la capa profunda de grasa por una fascia denominada FASCIA SUPERFICIALIS la cual debemos atravesar para llegar al sitio correcto, una vez llegado al sitio podemos notar que la grasa es de otra consistencia y por lo tanto supremamente suave para extraerla, ahí está el secreto.